viernes, 18 de marzo de 2011

LOS ESTUDIANTES VAMOS A DEFENDER LA FACULTAD DE HUMANIDADES Y CIENCIAS DE LA EDUCACIÓN

Desde el año pasado decanato viene insistiendo en una propuesta de modificación de la modalidad de cursados, cuyo centro político es eliminar un tercio de las horas de clases en todas las asignaturas, sustituyéndolas por modalidades de enseñanza a distancia con la Plataforma EVA, que es un foro electrónico en Internet de la Universidad donde los docentes pueden publicar material curricular y plantear ejercicios a distancia.

Esta propuesta habilita a los profesores a trabajar dos horas semanales menos, colgando algunos textos o ejercicios en la Plataforma EVA y los estudiantes perdemos dos horas de clase.

Probablemente al principio no lo implementen todos los profesores, tenemos mucha confianza en su reserva ética, esta resolución formalmente no los obliga, pero la realidad es que la necesidad del multi empleo y los bajos salarios docentes gradualmente sí obligan a recurrir a las "habilitaciones" que disminuyen la calidad de la enseñanza.

Esto ya se aplicó en Psicología y los estudiantes ocuparon la Facultad en contra de la estafa que implica, ya que el tiempo de conexión a la Plataforma es evaluado como ACTIVIDAD ESTUDIANTIL CURRICULAR, “como un Facebook que te da créditos para aprobar la asignatura”. Esto es “en serio” pero no es serio.

Recordemos que el año pasado los anti-gremio, funcionales y funcionarios de este decanato, convocaron a las asambleas con el discurso de "no queremos perder clases" cuando el gremio propuso medidas de lucha en defensa de la Ley Orgánica, por el turno nocturno, por el 6% del pbi para la Educación. ¡Vaya paradoja! Ahora, con esta propuesta de decanato nos quitarían 1/3 de las clases.

Esta es la propuesta del decanato:

“implementar una modalidad semipresencial (no más de dos horas semanales no presenciales) utilizando la Plataforma EVA”

Esta propuesta se enmarca en el objetivo general y estratégico que tienen planteado los interventores de la Facultad de Humanidades: ELIMINARLA.

Nuestra Facultad nace en medio de un fuerte debate entre las ideas democráticas, liberales reformistas, de nuestro fundador Carlos Vaz Ferreira, favorable a la Autonomía y el Cogobierno de la Universidad de la República y las concepciones liberales conservadoras que promovían la creación de Institutos dependientes de los gobiernos de turno.

Los interventores que hoy atacan a la Autonomía y el Cogobierno universitarios son obsecuentes alumnos de la escuela liberal conservadora, formados en ella, pero enquistados en la estructura docente de Nuestra Facultad.

Por ello no nos sorprenden este tipo de propuestas, ni la reciente votación en el Consejo (con la oposición estudiantil) de reválida automática para cursos con menor carga horaria que los que se dictan en Nuestra Facultad, ni la obsecuencia del actual Decano hacia un Rectorado que mantiene el presupuesto de Humanidades como en la época de los gobiernos blancos y colorados.

Tampoco puede extrañar a nadie que estos mismos obsecuentes apoyen un proyecto de Reforma de Ley Orgánica, impulsado por el Rector Arocena, que va a dejar a Nuestra Facultad sin ninguna presencia institucional en la conducción universitaria, porque sencillamente no quieren estar allí.

Ya pasaron tres años desde que los estudiantes agremiados en el CEHCE le entregamos 1800 firmas al Consejo de la Facultad respaldando la duplicación de cursos para crear un Turno Nocturno que permita cursar a quienes trabajan, tampoco la presencia masiva de los estudiantes en las sesiones del Consejo ha sensibilizado a la conducción actual de la Facultad.

Están convencidos de que duplicar cursos sería “entregarle” un triunfo político a las agrupaciones estudiantiles opositoras al decanato y no les importa EN ABSOLUTO la situación de los estudiantes que no pueden venir a cursar a las tres de la tarde, porque no quieren una Facultad de Humanidades Cogobernada, donde puedan estudiar trabajadores, quieren un modelo aún mas elitista y selectivo de “escuelita” de Humanidades (proyecto de LIQUIDACIÓN), donde a lo sumo quede un tercio de los actuales estudiantes y donde no haya gremios, ni agrupaciones, ni militantes que interrumpan el DICTADO de sus Cátedras.

Queremos ser muy claros en nuestras afirmaciones políticas, sabemos que la mayoría de los docentes de nuestra Facultad dedican su vida a sus disciplinas, tanto en las labores de enseñanza como de investigación, pero mientras desde el actual decanato se financian institucionalmente grupúsculos amarillos para actuar contra del Centro de Estudiantes, nosotros no nos vamos a cercenar nuestra libertad de opinión sobre la situación del Orden Docente, en función de una razonable autonomía de los órdenes, que en nuestra Facultad dejó de existir con el “Golpe” que en de marzo 2006 puso a José Seoane como Decano.

En el Orden Docente de Facultad de Humanidades existe un clima de persecución política donde cada renovación de contrato de un Profesor es evaluada en función de la pertenencia política del mismo y su adhesión a la conducción de la Facultad.

Por eso desde hace dos elecciones universitarias que los docentes cuando van a elegir sus representantes en el cogobierno tienen UNA SOLA LISTA en el cuarto secreto: ¿Quién se atrevería a ser oposición?

A tal estado ha llegado el papelón político de la conducción docente, que ni siquiera han podido conformar una plancha de seis nombres para constituir la mesa directiva del Sindicato de Profesores de la Facultad: ADUR-Humanidades ¿Quién se atrevería a presentar su nombre como candidato?

Esa minoría de docentes, entre los de mayor escalafón de la Facultad, es quien la conduce hacia la LIQUIDACIÓN, prohíbe la organización sindical de los demás profesores y financia con dinero del estado la realización de actividades políticas antigremiales (55000$ para un campamento de 17 personas el año pasado) contra el Centro de Estudiantes de Humanidades y Ciencias de la Educación - FEUU, única resistencia organizada contra el proyecto de LIQUIDACIÓN.

En nuestro Centro de Estudiantes (CEHCE) hace ya varios años que hemos reconquistado algo muy valioso que se llama LIBERTAD: de pensamiento, de opinión y de Agrupación.

Algunos no lo pueden entender, pero sólo en esta LIBERTAD y en el Respeto por la diversidad de opiniones se funda la Fuerza de un Gremio que tiene los tres representantes estudiantiles en el Consejo de la Facultad, los dos representantes estudiantiles en la Asamblea General del Claustro y ocho de los diez representantes en la Asamblea del Claustro de la Facultad, sin ninguna necesidad de “Lista Única” en las elecciones del cogobierno universitario.

Sólo la LIBERTAD puede explicar lo que ellos nunca pudieron entender. No entienden por qué una Lista integrada por la actual Secretaria del Decano y varios de los actuales y anteriores Asistentes y Colaboradores rentados del decanato, con el respaldo de las principales formaciones juveniles del los Partidos Políticos en el Gobierno Nacional y Departamental, no obtuvieron representación estudiantil en el Consejo de la Facultad de Humanidades.

Tampoco entienden por que la Agrupación de Estudiantes 21 de junio, sin ningún tipo de respaldo exterior a la Facultad, constituye la mayor representación gremial en el cogobierno a partir de las elecciones universitarias de marzo del año pasado, ni por que se ha convertido en mayoría gremial del Centro de Estudiantes de Humanidades y Ciencias de la Educación - FEUU a partir de las últimas elecciones de octubre.

La mayoría de los estudiantes sí lo entendieron, por eso nos dieron su respaldo en las elecciones y en él radica nuestra fuerza. Pero también tenemos debilidades y problemas que no vamos a ocultar por que tenemos la firme intención de resolverlos.

La persecución política no sólo existe en la renovación de los contratos docentes, sino que además se extiende a nuestros compañeros cuando avanzan en los estudios de grado, a tal punto que nos hemos enterado, en el marco de la última campaña electoral universitaria, que hay docentes que llaman por teléfono a estudiantes para que permitan el uso de su nombre en determinada lista sin, la correspondiente firma que la reglamentación electoral vigente exige.

Además son de público conocimiento las arengas reaccionarias contra el Centro de Estudiantes que realizan algunos docentes -reiteramos una pequeña minoría claramente identificada en su obsecuencia al decano- dentro de las aulas y en horarios de clases.

Este clima de persecución política institucional perjudica enormemente la participación estudiantil, a pesar de la libertad de tendencias expresada dentro del gremio.

Desde un punto de vista meramente comparativo con las demás facultades, no tenemos ningún temor en afirmar que nuestro gremio tiene el mayor grupo activo de militantes en relación a los estudiantes que asistimos a clases.

Pero tenemos que ser muy claros: CON EL NUMERO ACTUAL DE MILITANTES DEL CENTRO DE ESTUDIANTES NO ALCANZA PARA LLEVAR ADELANTE Y SOSTENER LAS MEDIDAS DE LUCHA NECESARIAS para defender a la Facultad del proyecto de liquidación, ni para avanzar en la duplicación de cursos y crear un TURNO NOCTURNO, ni para resistir, más que declarativamente, contra la eliminación de la Autonomía y el Cogobierno de la Ley Orgánica de la Universidad de la República.

Por eso nuestra Agrupación considera necesario convocar en este mismo semestre al Congreso del Centro de Estudiantes de Humanidades y Ciencias de la Educación (establecido en numeral 13 del artículo 6 y el artículo 10 del CAPÍTULO II: LA ASAMBLEA GENERAL; Título II: DE LA ORGANIZACIÓN INTERNA del Estatuto) para poner en funcionamiento su máxima instancia de decisión y participación interna, que hasta el momento no ha sido convocada.

Desde nuestro punto de vista los objetivos políticos de este Congreso deberán ser:

I- Poner en funcionamiento al gremio desde las licenciaturas elevando el nivel político en lo cualitativo y en lo cuantitativo desde el punto de vista de la participación estudiantil en sus asambleas.

II- Definir la táctica política del gremio en la lucha por la defensa de la Ley Orgánica de la Universidad.

III- Elaborar un Plan de Lucha por el Turno Nocturno en Nuestra Facultad.

IV- Comenzar el debate para actualizar el Estatuto del Centro de Estudiantes de Humanidades y Ciencias de la Educación, como paso previo a las instancias establecidas en el artículo 52, TÍTULO III: DE LOS PLEBISCITOS;

CAPÍTULO ÚNICO.

Nuestra convocatoria a la militancia no es ingenua ni idealista, conocemos y luchamos a diario contra los problemas que aquí exponemos, nadie nos prometió ningún carguito para estar donde estamos, nuestra convicción se basa en los Principios expresados en el Manifiesto de Córdoba y en las propuestas de NUESTRO PROGRAMA.

El derecho de los trabajadores a estudiar Humanidades, la Autonomía, el Cogobierno y la Gratuidad de la enseñanza universitaria consagradas en la Ley Orgánica de 1958 y conquistada con la lucha unitaria de OBREROS Y ESTUDIANTES, esta Facultad fundada por Carlos Vaz Frerreira y defendida por los mártires caídos en la lucha contra la dictadura fascista, valen mucho más que cualquier promesa individual.

Desde la convicción en los principios y la fuerza de la unidad de quienes estamos dispuestos a luchar por ellos, te convocamos a participar de nuestra Agrupación y del Centro de Estudiantes de Humanidades y Ciencias de la Educación - FEUU, única perspectiva de triunfo en la defensa de la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación.

Los estudiantes somos la Facultad